Logotipo del Colegio

COAAT

Colegio Oficial de Aparejadores y Arquitectos Técnicos de Almería

Identificación

Patrocinadores

  • ASHAL
  • MUSAAT
  • PREMAAT
  • HIT

Dirección

Dirección: c/ Antonio González Egea, 11

Localidad: 04001 Almería

Tlf: 950 621 200

Fax: 950 240 374

LA PROFESIÓN

ANTECEDENTES HISTÓRICOS

 

     La presencia activa de los Aparejadores en las obras de edificación está ampliamente documentada desde el siglo XVI, siendo en aquellos tiempos acaso la primera profesión que, cuando se desempeñaba ya entonces bajo la figura que hoy consideraríamos funcionarial, tenía reconocida, además de unos emolumentos fijos, la provisión de gastos para atender los desplazamientos a las obras o construcciones, lo que comprendía la disposición de una cabalgadura y de las dietas necesarias a su manutención. Pero se recogen referencias a la profesión incluso antes, en el siglo XV; así, por ejemplo, en uno de los sepulcros de la Capilla de Santa Clara, de Tordesillas (1430) se puede leer la siguiente inscripción: “Aquí yace Guillen de Rohan, maestro de la Iglesia de León et Aparejador de esta capilla”. De las filas de los Aparejadores salieron los Maestros Mayores. Las intervenciones de ambos profesionales se encuentran en el origen de prácticamente toda la edificación de determinada entidad ejecutada en España hasta principios del siglo XX. La configuración actual de la profesión surge con el Decreto de Atribuciones de 16 de julio de 1.935, que estableciera la obligatoriedad de intervención de los Aparejadores en todas las obras de arquitectura, como ayudante técnico de las mismas. Académicamente constituye un hito importante la Ley de Enseñanzas Técnicas de 1.957, que configuró los estudios que se impartían en las Escuelas de Aparejadores, introduciendo el Curso Preparatorio más los tres años de carrera, y que estableció las especialidades de urbanismo, organización de obras e instalaciones. La titulación universitaria de Arquitecto Técnico aparece en España con esta denominación a partir de la reforma de las Enseñanzas Técnicas de 1964, integrándose los estudios en la Universidad a partir de la Ley General de Educación de 4 de agosto de 1970, constituyéndose las Escuelas Universitarias de Arquitectura Técnica por Decreto de 10 de mayo de 1972. La Ley de Reforma Universitaria de 1983 y las disposiciones dictadas en su desarrollo han mantenido el sistema académico mencionado, que es el actualmente vigente.

FORMACIÓN ACADÉMICA

    La Arquitectura Técnica es una profesión regulada que requiere un determinado título universitario para poderla ejercer. En la actualidad, y tras el proceso de adaptación al Espacio Europeo de Educación Superior (Proceso de Bolonia) existen Grados con distintas denominaciones en distintas universidades que permiten acceder a la profesión regulada de Arquitecto Técnico.

    Las denominaciones más comunes son Grado en Arquitectura Técnica, Grado en Edificación, Grado en Ciencias y Tecnologías de la Edificación y Grado en Ingeniería de Edificación. Anteriormente existía el título universitario de Arquitecto Técnico y, previamente, el título de Aparejador, en la actualidad asimilados a Arquitecto Técnico.

    A la hora de elegir un Grado, es importante asegurarse de que el título está aprobado por las instancias oportunas y cumple las condiciones de la ORDEN ECI/3855/2007, de 27 de diciembre, por la que se establecen los requisitos para la verificación de los títulos universitarios oficiales que habiliten para el ejercicio de la profesión de Arquitecto Técnico.

    Más de dos decenas de Universidades imparten estos estudios, que se pueden consultar en el Registro oficial de Universidades, Centros y Títulos (RUCT) de la web del Ministerio de Educación.

    Son títulos de cuatro años (240 ECTS) en los que el estudiante deberá adquirir competencias, entre otras, en las siguientes áreas: fundamentos científicos, expresión gráfica, química y geología, instalaciones, empresa, derecho, Técnicas y Tecnología de la Edificación, Estructuras e instalaciones, gestión el proceso, gestión urbanística y economía, proyectos técnicos. También es necesario realizar un “proyecto de fin de grado” en el que se integren los conocimientos adquiridos a lo largo de la carrera.

¿QUÉ ES UN APAREJADOR O ARQUITECTO TÉCNICO?

     Los Aparejadores y Arquitectos Técnicos son profesionales de la construcción con formación universitaria que obtienen su titulación tras superar los tres cursos en que se divide el programa académico y elaborar un proyecto fin de carrera. Se trata de una carrera de ciclo único y título terminal que figura incluida en el ámbito de la directiva 89/48/CEE, de la Unión Europea, que ampara el reconocimiento de los títulos de enseñanza superior obtenidos en los países comunitarios. El ámbito de actuación profesional abarca un amplio espectro de actividades que van desde la redacción de informes y dictámenes periciales hasta la dirección de la construcción de edificios, pasando por labores relacionadas con la seguridad y salud, la gestión del proceso constructivo, la redacción de proyectos y el asesoramiento técnico. Por su carácter generalista y su conocimiento del proceso constructivo, el perfil profesional de los Aparejadores y Arquitectos Técnicos está próximo a la concepción del Ingeniero Civil en algunos países europeos, Estados Unidos y Canadá. La intervención de un Aparejador o Arquitecto Técnico en calidad de "director de la ejecución material" es obligatoria, entre otras, en las obras de construcción de viviendas; es ésta la actividad con la cual se ha asociado tradicionalmente a estos profesionales. Su trabajo en este campo se centra en verificar la calidad de los materiales y productos utilizados, comprobar la adecuación de los elementos constructivos y de las instalaciones a las especificaciones del proyecto y llevar el control económico de las unidades de obra ejecutadas. Los Aparejadores y Arquitectos Técnicos se encargan, igualmente, de llevar a cabo la coordinador de seguridad y salud siendo, junto con los Arquitectos, las únicas profesiones legalmente habilitadas para desempeñar esta función en las obras de construcción de viviendas. La redacción de proyectos que tengan por objeto la reforma interior de locales o viviendas o la rehabilitación de fachadas y cubiertas y las direcciones de obra asociadas a las mismas, son otras de las intervenciones profesionales más frecuentes entre los Aparejadores y Arquitectos Técnicos. Por último, debe mencionarse que cualquier ciudadano podrá encontrar Aparejadores y Arquitectos Técnicos en la plantilla de empresas constructoras o promotoras, así cómo en las oficinas técnicas de Ayuntamientos, Diputaciones y Gobiernos Autonómicos.

En la página web del Consejo General de la Arquitectura Técnica se puede encontrar una detallada información relacionada con la profesión y el desarrollo de la misma. Por su interés, se incluyen vínculos a los apartados de esa web que se relacionan a continuación:

- Funciones de los Aparejadores y Arquitectos Técnicos
- La carrera de Arquitectura Técnica.
- La nueva carrera de Ingeniero de Edificación
- El Arquitecto Técnico en Europa y en el Espacio Económico Europeo.

 

Información de interés para los profesionales extranjeros
- La enseñanza superior o universitaria en España.
- El sector de la construcción en España.
- Ejercicio de la Arquitectura Técnica en España por poseedores de otros títulos extranjeros.